Artículo
Artículo
Artículo
Artículo
https://www.youtube.com/embed/Cde82GDVFyM
“Podemos dar un parte de tranquilidad a la comunidad: no tenemos Chagas en nuestro territorio", dijo el jefe de cartera de salud del Departamento.
4:15 pm. Lunes 14 de Agosto de 2017
"No hay Chagas en el Atlántico": Secretaría de Salud del Atlántico
4:15 pm. Lunes 14 de Agosto de 2017
El vector sí habita en el territorio, pero no se han reportado casos de infección.

"En el Atlántico no se han reportado casos de mal de Chagas", informó este lunes la Secretaría de Salud del Atlántico en una rueda de prensa.

El secretario de Salud departamental, Armando de la Hoz Berdugo, afirmó a los medios de comunicación que la información que circula en redes sociales sobre supuestos casos de la enfermedad de Chagas en el departamento es falsa.

“Podemos dar un parte de tranquilidad a la comunidad: no tenemos Chagas en nuestro territorio. El Atlántico no es zona endémica para el Chagas, como si lo es del Dengue. Desde el área de Vigilancia y Control de las ETV, nuestros entomólogos hacen seguimiento a los insectos que han sido recolectados en zonas rurales, hábitat natural del vector. De esta manera, realizamos un monitoreo permanente de las especies estudiadas para identificar su evolución”, precisó el secretario.

El funcionario detalló las generalidades de la enfermedad y del vector, conocido como pito; así como del comportamiento del mismo en el territorio atlanticense, reiterando que si bien el insecto existe (triatomino), no se han encontrado animales infectados.

De la Hoz Berdugo agregó que desde el área de Vigilancia Epidemiológica se realiza una búsqueda activa y permanente de personas con enfermedad de Chagas en la comunidad, sin encontrar individuos infectados. “Los casos que han sido reportados corresponden a personas que han sido infectadas en departament0s endémicos y que llegan al Atlántico, desarrollan la enfermedad y reciben tratamiento acá”.

Una de las particularidades de esta infección es que puede permanecer mucho tiempo en el cuerpo sin manifestarse y puede afectar el corazón o el sistema digestivo, algunos casos puede producir la muerte. Se estima que más de ocho millones de personas padecen la enfermedad en todo el mundo y la mayoría no es consciente de ello.

De la Hoz Berdugo informó que es importante reconocer el insecto y no confundirlo con la gran variedad de chinches que se encuentran en las zonas silvestres y rurales. Bajo ninguna circunstancia se deben manipular con las manos.

Dentro de las estadísticas epidemiológicas de la enfermedad se encuentran dos casos reportados en los últimos cinco años. Uno en 2013 que fue atendido en Soledad, al cual no se le identificó triatominos infectados en la vivienda; sin embargo el paciente había vivido en zonas endémicas.

En 2014 se notificó un caso en Tubará y aunque en el municipio se ha identificado el triatomino y se realizó búsqueda activa de personas infectadas, no se hallaron insectos o personas con la enfermedad.

Los agentes primarios en salud de la Secretaría son los encargados de informar y brindar las indicaciones necesarias para que el insecto sea erradicado de los hogares, principalmente, en aquellas viviendas ubicadas en las áreas rurales o aparatadas de los cascos urbanos.

A fin de mantener las viviendas libres de este insecto, las autoridades de Salud recomiendan:

•         Revisar frecuentemente las viviendas y sus alrededores.  El Pito deja manchas de materia fecal en las paredes que son claramente identificables.

•         Mantener lo más ordenada y limpia la casa y sus alrededores.

•         Ventilar dormitorios y cambiar frecuentemente ropa de cama.

•         Mover camas y limpiar muy bien tablas y colchones

•         Limpiar detrás de muebles y objetos colgados de las paredes.

•         Mover y revisar las cosas amontonadas lo más frecuentemente posible.

•         Evitar que los animales (perros, gatos, cerdos, gallinas, etc.) duerman dentro de la casa.

•         Tapar las grietas y los agujeros de las paredes y techos.

•         Encerrar los corrales con alambre o anjeo y no con madera enramada.

•         Ubicar los gallineros y corrales lo más lejos posible de la vivienda.

Te puede interesar

Artículo
Artículo
Universidad Autónoma del Caribe
Artículo
https://www.youtube.com/embed/CW6_mWFDUaE
Artículo
https://www.youtube.com/embed/CW6_mWFDUaE
Artículo
Universidad Simón Bolívar
Artículo
Ponte el casco usa la cabeza.gif