Unimetro
Unimetro

Videos

El balance que hizo el periodista Mauricio Gómez sobre Petro en Alcaldía de Bogotá

El 7 de julio de 2015 el periodista Mauricio Gómez, fallecido recientemente, realizó un balance de la gestión del entonces Alcalde de Bogotá, Gustavo Petro, hoy candidato a la Presidencia de la República.

Y lo hizo para el Noticiero CM& que dirige el periodista Yamid Amat, en una serie que también incluía a los Alcaldes de las principales ciudades del país.

El balance de la gestión fue desastroso para el mandatario.

En esa oportunidad el periodista Mauricio Gómez reveló que “la soberbia del Alcalde, combinada con una improvisación generalizada, crearon más enfrentamientos que resolver, que resultados”.

Citó las decisiones adoptadas por el entonces Alcalde de Bogotá y terminaron enredando las finanzas del Distrito o de sus entidades adscritas.

Por ejemplo, resolvió bajar las tarifas de Transmilenio, por Decreto, en 50 pesos menos en las horas pico y 350 pesos menos en las horas valle, lo que fue considerado como “una medida populista en contra de los estudios que sugerían subir la tarifa”, generando un detrimento por 357 mil millones de pesos, para el final terminar con la rebaja en las denominadas horas valle.

También recordó que en 2011 decidió inyectarle capital a Aguas de Bogotá y entregarle el servicio de recolección de basuras, a pesar que la empresa no tenía experiencia en la materia.

Como consecuencia de ello el nuevo sistema impuesto por Petro colapsó en 3 días y se dejaron de recoger 10 mil toneladas de basuras.

Además, Petro terminó nuevamente contratando a las mismas empresas que él mismo había retirado y que las calificaba como “el cartel de las basuras”.

Esta decisión produjo un déficit de 43 mil millones de pesos y la Procuraduría General de la Nación le impuso sanción de destitución e inhabilidad para ejercer cargos públicos por 15 años. Pero en su batalla jurídica logró quedarse en el cargo.

Otro hecho señalado por el periodista fue el del Plan de Ordenamiento Territorial (POT), que adoptó por Decreto tras ser rechazado por el Concejo, generando un congelamiento en sectores como el de la construcción.

También reseñó el fracaso en el plan de vivienda y cuyos proyectos terminaron denominados como la “tugurización vertical” de Bogotá.

En materia educativa citó el caso de las seis sedes de la Universidad Distrital prometidas para el suroccidente de Bogotá, los 1.000 jardines infantiles y las nuevas instituciones educativas, que nunca fueron construidas.

Y en materia de salud puntualizó el descalabro financiero de al menos 14 establecimientos, debido a los pésimos manejos.

 

Comentarios