Unimetro
Unimetro
Los gusanos en el atún.
8:03 am. Miércoles 25 de Noviembre de 2020
Un niño fue quien descubrió gusanos en atún del PAE de Santa Marta: su familia ya se había comido 5 latas
8:03 am. Miércoles 25 de Noviembre de 2020
Su mamá y otra mujer grabaron el hecho que se volvió viral y que la Alcaldía lo considera un sabotaje.

Seguimiento.co habló con Yina Acosta y Jessica Hernández, las mujeres que descubrieron el atún con gusanos en los mercados del PAE asignados Liceo de El Pando. Se sienten señaladas por la Alcaldía.

Yina Marcela Acosta y Jessica Hernández son dos amigas que tienen mucho en común. Ambas tienen tres hijos que estudian en la Institución Educativa Distrital de El Pando, son vecinas y ambas viven luchando el día a día en medio de la pobreza.

Al tener tres hijos estudiando en la escuela pública, cada una de ellas fue beneficiaria de tres mercaditos (uno por estudiante) de los que entrega el Programa de Alimentación Escolar adscrito a la Alcaldía de Santa Marta. El pasado viernes 20 de noviembre salieron beneficiadas.

“A mí me dieron seis latas de atún porque recibo tres compras. Ese día no teníamos nada que comer, eso fue el viernes pasado. Yo lo hice para el desayuno porque imagínese, uno pobre. Mi esposo -un reciclador- fue el primero en comer, comí yo también, comieron mis hijos y le guardé a mi hijo mayor, de 13 años, que fue el que se dio cuenta”, relató Yina Marcela a Seguimiento.co.

De lo que se percató el menor de edad era de que el plato de atún con arroz de fideos que le había preparado su mamá estaba cundido de pequeños gusanos. “¡Mami, yo no me voy a comer eso!”, le dijo su hijo cuando descubrió los gusanos en el plato.

La reacción inmediata de la mujer fue subir hasta la casa de su amiga, Jessica Hernández, que, al igual que ella, había recibido tres mercados. Quería saber si también los atunes le habían salido “malos”.

De las 6 latas que había recibido su amiga Jessica, ya se había comido cinco el viernes y nunca se percató si estos tuvieron gusanos, sin embargo, aún le quedaba una lata. Esa fue la que abrieron grabando el momento en video, imágenes que, en poco tiempo, circularon en un video que se hizo viral por Santa Marta y que también fue divulgado por los medios de comunicación locales.

“El niño se fue en diarrea enseguida, el niño pequeño, y todavía está ensuciándose. Tenía un dolor de barriga grande. Mi esposo perdió un día de trabajo, que es reciclador, porque no pudo trabajar del dolor de barriga. Lo que nos pasó es la pura verdad”, cuenta Yina Marcela.

Los hijos de Jessica también se sintieron mal, especialmente el menor, un niño de apenas 3 años, que tuvo fuertes retorcijones estomacales, pero que no ha sido atendido porque -según dice la mamá- ni siquiera tienen suficiente dinero para costear un traslado y la permanencia en las clínicas. Tampoco tuvo plata para comprarle medicinas. La “maluquera” se le ha tenido que pasar sola.

¿Salieron a deber las denunciantes?

De todo este episodio, lo que más tiene indignada a estas dos mujeres es lo que ha pasado desde que el video se volvió viral.

“Ellos (personal de la Secretaría de Salud)  vinieron aquí y abrieron la lata de atún de una cuñada mía y ellos dicen que salió en perfecto estado y lo que hicieron fue que le dieron otra. Le repusieron la lata con una marca diferente”, cuenta Jessica.

Después, las mujeres se enteraron de que la Alcaldía había hecho una comunicación pública diciendo que el video supuestamente era un montaje.

“Uno que va a querer inventar eso. Nos están tratando de embusteras. Nosotros tenemos a nuestros hijos y por ellos es por quien velamos, yo ni siquiera los he podido llevar a la clínica”, dijo Jessica. Su amiga, Yina, piensa igual.

“Yo no tengo culpa ni mi hijo ni yo vamos a inventar por dañarle la imagen a nadie. Yo digo lo que es. Ellos están diciendo que es montaje y que es mentira. Solo Dios sabrá qué es lo que está sucediendo, porque yo no voy a preferir el trabajo de otros sobre la salud de mis hijos. Yo soy muy cuidadosa con mis peladitos”, manifestó.

Entretanto, la Alcaldía de Santa Marta solo ha emitido un comunicado a la opinión pública en el que manifestó que, después de enviar la brigada al sitio, encontró supuestas incoherencias en las versiones de las dos mujeres, aunque no explicaron cuáles eran las supuestas incoherencias.

Asimismo, sugirieron que podría tratarse de un supuesto sabotaje al programa de Alimentación Escolar del Distrito y amenazaron con denunciar a quien difundiera información falsa sobre el PAE.

Con este comunicado, la Alcaldía asumió como falso el testimonio de estas dos mujeres y, de paso, calló frente a una posibilidad de investigar al contratista responsable de entregar estos alimentos.

En diálogo con Seguimiento.co las mujeres manifestaron que unas personas, supuestamente de la Procuraduría, las visitaron para tomar nota de la denuncia. Denuncia que parece que pasará al olvido como un caso más que, aunque debería encender las alarmas del país entero, pasará inadvertido.

Este medio digital consultó a la Alcaldía de Santa Marta para saber si hay un seguimiento a este tema. Desde la Oficina de Prensa de la Alcaldía manifestaron que harían un pronunciamiento este martes. Sin embargo, al momento de publicar esta noticia no lo habían publicado.

Te puede interesar

Artículo
Artículo
Artículo
Artículo
Universidad Simón Bolivar
Artículo
Triple A