EN VIVO

Vea nuestro noticiero aliado Atlántico en Noticias

Comenzo a transmitir hace 1 hora
Blanca Luz Rodríguez Jaramillo
Foto
Facebook

Share:

Anciana muerta en el barrio La Libertad habría sido asesinada y no perdió la vida electrocutada

La familia responsabiliza al sobrino que vivía con ella y quien entregó la hipótesis de la electrocución.

Un giro de 180 grados dio 72 horas después de los hechos, la investigación de las autoridades por la muerte de Blanca Luz Rodríguez Jaramillo, una anciana de 72 años que residía en una vivienda de la carrera 25 B con la calle 74 C en el barrio La Libertad, en el suroccidente de Barranquilla.

Ese día un sobrino de la anciana identificado como Johnny Alberto Cabrera Rodríguez informó a las autoridades que la mujer pensionada “habría recibido una fuerte descarga eléctrica cuando iba a conectar una lámpara”.

En esa fecha Johnny Alberto aseguró a la prensa que él dormía en su cuarto y que cuando vio que eran las 8 de la mañana del jueves y su tía no salía de su habitación “fui a ver qué pasaba”. “La encontré tirada y salí corriendo a pedir una ambulancia. Mi tía estaba sin signos vitales”, explicó Cabrera Rodríguez.

No contentos con las explicaciones que sobre la muerte de Blanca Luz Rodríguez Jaramillo dio Johnny Alberto Cabrera, familiares de la anciana llamaron a un electricista quien “descartó que se haya presentado un cortocircuito”. Fue entonces cuando inconformes, familiares de la mujer pidieron a las autoridades ahondar en las investigaciones. Se encontraron datos reveladores ya confirmados por Medicina Legal.

Doña Blanca Luz no solo presentaba señales de haber recibido una fuerte descarga eléctrica, sino que también sufrió golpes múltiples en diferentes partes del cuerpo. La anciana tenía “partidas todas las costillas”, revelaron los investigadores agregando además que estos golpes habían sido producido con un objeto contundente.

El responsable de la muerte de la mujer, como si hubiesen sido poco los golpes contundentes que le propinó, luego la habría electrocutado “con un cable pelado” de la lámpara. La intención del homicida era hacerlo ver como un accidente.

Los investigadores apuntan hacia Johnny Alberto Cabrera Rodríguez quien era la única persona que vivía con la víctima. Extrañamente Johnny desapareció y tampoco asistió al sepelio de la mujer este sábado. Según dijo un allegado a la familia, “parece que se fue para Venezuela”.

Con las nuevas evidencias, este sábado las autoridades regresaron a la casa y “encontraron el palo que habría sido utilizado para propinar los golpes contundentes que le propinaron hasta dejarla inconsciente para luego electrocutarla”.

Blanca Luz había trabajado como correctora de estilo en los periódicos El Colombiano (Medellín), El Espectador, Diario del Caribe y Diario La Libertad.

 

Más sobre este tema: