Raúl Castro durante su intervención.
5:14 pm. Miércoles 25 de Enero de 2017
Raúl Castro seguirá apoyando a Colombia en el proceso de paz con ELN
5:14 pm. Miércoles 25 de Enero de 2017
Asegura seguir al pie del posconflicto con las FARC.

No hay duda del papel tan importante que jugó Cuba y su presidente, Raúl Castro, en los diálogos de paz entre las FARC y el Gobierno Nacional, más allá de solo ser el epicentro de la mesa de negociaciones. 

Ahora, ante el inminente inicio de la mesa formal para llegar al fin del conflicto con el ELN, Castro expresó que Colombia puede seguir contando con su apoyo. 

El hermano del fallecido Fidel Castro indicó que seguirá contribuyendo a la implementación del acuerdo de paz entre Colombia y la guerrilla de las FARC y apoyando las conversaciones de paz con el ELN.

Castro puso de manifiesto este criterio hoy al intervenir en la sesión plenaria de la V Cumbre de la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (Celac). 

Allí aprovechó también para hablar sobre la preocupación que le despierta el nuevo Gobierno de Estados Unidos, al mando del Presidente Donald Trump que ha declarado "intenciones que ponen en riego los intereses" de Latinoamérica y el Caribe en las esferas del comercio, el empleo, la migración y el medio ambiente.

Ante los desafíos que se presentan a la región, Castro señaló que nunca ha sido más necesario "marchar por el camino de la unidad, reconociendo que tenemos numerosos intereses en común".

El mandatario cubano expresó la voluntad su país "de proseguir el diálogo respetuoso y la cooperación en temas de interés común con el nuevo gobierno del presidente Donald Trump".

"Cuba y EEUU pueden cooperar y convivir civilizadamente, respetando las diferencias y promoviendo todo aquello que beneficie a ambos países", añadió Castro pero advirtió que no debe esperarse que para ello su país "realice concesiones inherentes a su soberanía e independencia".

El presidente cubano recordó que "el bloqueo económico, comercial y financiero persiste, lo que provoca considerables privaciones y daños humanos que lesionan gravemente nuestra economía y dificulta el desarrollo"

Por otro lado, Castro expresó su apoyo a Venezuela "en la defensa de su soberanía y autodeterminación ante las acciones contra la revolución bolivariana”.

Asimismo, Castro expresó su apoyo a los reclamos de Ecuador ante la negativa de las trasnacionales a reparar los graves daños ambientales en la Amazonía y su rechazo a la "manipulación política contra el gobierno boliviano y los intentos de desestabilizar el país".

Además, el presidente cubano manifestó su rechazo al "golpe de estado parlamentario-judicial perpetrado en Brasil contra Dilma Roussef, y reafirmó que el pueblo de Puerto Rico "debe ser libre e independiente".

Trabajar en la Celac "por la unidad en la diversidad" es una necesidad impostergable, consideró Castro.

Para alcanzarla, Castro señaló que se requiere un estricto apego a la Proclama de la América Latina y el Caribe como Zona de Paz, en la que "nos comprometimos a no intervenir directa o indirectamente en los asuntos internos de cualquier otro Estado" a resolver las diferencias de forma pacífico, así como a respetar el derecho de todo Estado a elegir su sistema político y económico.

Finalmente, Castro manifestó su apoyo a El Salvador, que hoy recibirá la presidencia temporal de la Celac de manos de República Dominicana, durante su gestión al frente de este organismo de concertación política que reúne a todos los países de América, excepto EEUU y Canadá.

EFE