Inscripciones abiertas!
Artículo
https://twitter.com/i/videos/1195895534415941632
Artículo
Ramón Sosa, un entrenador de gimnasio, reveló el plan urdido por su exmujer, que ya paga 20 años de cárcel.
10:41 am. Martes 07 de Noviembre de 2017
Impresionante relato de un hombre que se salvó de morir por orden de su esposa
10:41 am. Martes 07 de Noviembre de 2017
El caso ocurrió en Texas. Se levantó el secreto de la información, vía judicial.

Volvió a revivir la historia de una mujer que mandó a asesinar a su esposo en Texas, en 2015, y que fue descubierta por su esposo, que acudió al FBI que armó un plan para hacerle creer que en verdad el hombre estaba muerto por sicarios que ella contrató para capturarla.

El afectado contó en medios cómo había sido el proceso de descubrir las intenciones de su esposa María, con quien se había casado en 2010.

Dos años depués de los hechos, Ramón Sosa habló en una entrevista al Daily Mail de lo que vivió y como un hombre a quien había entrenado en el pasado lo alertó de la situación. Le dijo que su esposa estaba pagando 2.000 dólares y una camioneta para matarlo y que ella no sabía que ellos eran amigos.

Me dijo que hablaba en serio y "que se había llevado los dedos a la cabeza, en un gesto de disparos".

La conversación entre el hombre y su mujer fue grabada y entregada a la policía del condado de Montgomery, en Houston, cerca de la casa de Sosa, que junto al FBI organizó un plan para capturarla.

La mujer María Sosa, la foto arreglada de la muerte y el hombre hoy día.

El hombre se atrevió hablar de los sucedio porque tanto el plan como las fotos fueron revelados, mediante un pedido hecho a la justicia de ese caso. En las fotografías, que hoy ya son públicas aparece Ramón Sosa aparentemente muerto, con un tiro en la sien, amarrado y en una fosa en el desierto de Texas. Una vez tomaron las fotos, el hombre estuvo escondido tres días en un hotel para que el plan funcionara.

"Me pidieron que fingiera estar muerto, para poder mostrarle las fotos", dijo 

Un agente encubierto que se hizo pasar por uno de los asesinos le mostró las fotos con el fin de desenmascararla. "Ella aparentemente se rió", recordó, enseguida fue capturada.

María Sosa se declaró culpable y fue condenada en 2016 a 20 años de prisión. 

Sosa tiene una nueva relación, pero considera que lo vivido lo ha impactado. "Nunca seré el mismo hombre otra vez", dijo.

Te puede interesar

Artículo
Artículo
Artículo
 title=
Artículo
Artículo
CIID
Artículo
Triple A
Alcaldía de Barranquilla