Inscripciones abiertas!
Las abejas africanizadas se irritan con las altas temperaturas, los olores fuertes y colores muy vivos.
9:22 pm. Sábado 07 de Septiembre de 2019
Abejas africanizadas: peligrosos insectos que pueden causar la muerte
9:22 pm. Sábado 07 de Septiembre de 2019
Este año dos personas ha muerto por picaduras de estas abejas en el Atlántico.

Las abejas africanizadas han sido el tema de que hablar por estas últimas semanas en el departamento del Atlántico tras conocerse sobre la muerte de dos personas en Soledad y Sabanagrande por las picaduras de estos insectos, que no son una creación divina sino en un accidente de laboratorio en Brasil.

La historia se remonta a 1956 en Sao Paulo, Brasil, donde con el propósito de incrementar la cosecha de miel se introdujeron en un laboratorio cerca de 47 abejas reinas originarias de Tanzania para mejorar su genética. Sin embargo, algunas de esas abejas escaparon de manera accidental y se juntaron con varias domésticas en las zonas rurales de ese país. Fue así como terminaron expandiéndose por todo el continente americano, llegando a otros países de Suramérica como Colombia y a mediados de la década de los 80 lograron llegar a los Estados Unidos.

La característica principal de este tipo de abejas es su carácter agresivo. Hasta 200 de esto insectos pueden picar en un segundo a una persona y le puede producir hasta la muerte. No atacan si no las molestan y si lo hacen es simplemente para defenderse de lo que consideran un peligro. 

“El sol, olores fuertes y hasta colores vivos las molestan”

El reconocido médico toxicólogo Agustín Guerrero, quien labora en prestigiosos centros asistenciales de Barranquilla, indicó que estos insectos pueden irritarse hasta cuando hay una temperatura elevada.

“Estas abejas africanizadas, por donde ellas proceden y la forma como fueron adquiridas con cruce, se le ha adoptado el término de abejas asesinas. El ataque de un enjambre de estas abejas se deja influenciar por las molestias que les cause uno por las condiciones térmicas. Son muy calmadas cuando hay horas de poco sol, pero cuando está muy templado son muy irritables”, indicó el profesional de la salud.

También indicó qué otros factores hacen que las abejas se vuelvan agresivas. 

“Ellas tienen un aparato sensorial altamente sensible. Es decir, estos animales pueden irritarse con facilidad ante estímulos físicos como las vibraciones, los olores fuertes, los perfumes o estímulos visuales fuertes como algunos colores vivos”, reveló. 

Como buen médico toxicólogo, Guerrero explicó cómo estas abejas al momento de picar a una persona suministran veneno al organismo humano.

“Ellas tienen un aparatoso venenoso que naturalmente solo la tienen las hembras. Este aparato consta de dos lancetas y un estilete, que prácticamente es el aguijón y que es aserrado, por donde sacan el veneno. Como el aguijón es aserrado no se retira fácilmente y queda incrustado, por lo que puede continuar inoculando. Por eso la razón de retirar el aguijón es parte importante del tratamiento”, explicó. 

Lo mejor cuando encuentre un panal de abejas es llamar a los bomberos.

Diferentes manifestaciones cuando las abejas pican a una persona

El toxicólogo aseguró que existen diferentes manifestaciones que provocan  las picaduras de abejas africanizadas. La primera de ellas, que son las más comunes, es el enrojecimiento de la piel acompañado de un fuerte dolor a raíz del veneno que inyectan. 

“Los componentes que tienen este veneno son unas sustancias que se llaman apitoxina y causa unas series de manifestaciones muy variables. Produce manifestaciones de tipo local normalmente son eritemas (enrojecimiento de la piel) que producen un dolor en el sitio mismo de la picadura. Estos síntomas generalmente suelen resolverse entre 12 y 24 horas”, indicó el médico especialista.

Sin embargo, estas primeras manifestaciones pueden tornarse peligrosas dependiendo del lugar donde la abeja termine picando a la persona. 

“Son realmente peligrosas por sí solas los eritemas cuando ocurren alrededor de los ojos, de la nariz, dentro de la boca o dentro de la garganta, porque el edema (hinchazón) puede provocar una obstrucción de la vía respiratoria. Eso ha ocurrido con personas que vienen viajando en moto o van en bicicleta y se le introduce una abeja por la boca”, explicó. 

“Cuando pican muchas a la vez ocasionan envenenamiento sistémico”

Otra manifestación de las picaduras de las abejas es cuando cerca de 100 de ellas atacan a una persona y provocan además de los eritemas un envenenamiento.

“Hay otras manifestaciones sistémicas. Unas son producidas por el número de picaduras que producen las abejas. Casi siempre cuando una abeja pica, de 50 a 100, y en tiempo corto puede desarrollar a lo que se llama como envenenamiento sistémico. Estas manifestaciones en ese momento producen a veces vómitos, diarrea o dolores de cabeza, se le baja la presión, pero también se produce una afección llamada rabdomiolisis y esto lleva que se provoque una falla renal, daño al corazón como arritmias e infartos, convulsiones en la que persona y puede morir”, indicó el toxicólogo Guerrero.

La hipersensibilidad, hasta una picadura es mortal en una persona

Esta manifestación termina siendo mortal en una persona que es alérgica a la picadura de una abeja. Esto se llama hipersensibilidad y una sola picadura termina siendo mortal.   

“La reacción más importante es la de hipersensibilidad y esto digamos no importa el número de picaduras sino con una sola picadura en una persona que ya previamente ha hecho una alergia a una picadura de cualquier abeja, hormiga o avispa puede ser mortal con una sola picadura y en 15 minutos una persona se puede morir sino  se le presta los primeros auxilios”, precisó el médico toxicólogo.

Las abejas africanizadas suelen perseguir a su objetivo a unos 200 metros del panal. Lo recomendable cuando observe un panal es no molestarlas y de inmediato comunicarse con los bomberos para que estos se encarguen del retiro del mismo con equipos especiales.   

Algunos ataques de abejas africanizadas en el Atlántico

El 14 de agosto de este año fue atacado por abejas africanizadas Ernesto Fontalvo Ariza, de 52 años. El hombre falleció en el Hospital Universidad del Norte tras ser picado por una zona enmontada del barrio El Tucán, en Soledad.

Ernesto Fontalvo Ariza murió tras ser picado por abejas africanizadas el pasado 14 de agosto en el barrio El Tucán de Soledad.

Por su parte, tres días después, el 17 de agosto, otro ataque se registró en una trocha de Sabanagrande cuando las abejas picaron al conductor y al ayudante de un camión que circulaba por el lugar. La víctima mortal respondía al nombre de Eduardo De Jesús Padilla Arroyo.

En noviembre del 2017 otro ataque de abejas africanizadas cobró la vida de Pedro Manjarrés cuando salió de pesca con su hijo a un lago cercano al barrio Villa Norte, en Puerto Colombia.  Su hijo, de 11 años, resultó lesionado. 

 

 

 

 

Te puede interesar

 title=
Artículo
Artículo
Artículo
https://www.youtube.com/embed/mkpWj-_bJls
Artículo
Soledad con dignidad!
Triple A