Yastefi Gil Quevedo, durante los exámenes con el doctor Luis Escaf.
10:47 am. Lunes 17 de Diciembre de 2018
“Recobré mis esperanzas, gracias por ayudarme a recuperar la vista”
10:47 am. Lunes 17 de Diciembre de 2018
https://www.youtube.com/embed/78PlVFS2Ot4
Yastefi Gil había perdido la visión, pero con la ayuda de Emisora Atlántico, Seguimiento.co y Zona Cero.com fue operada de manera exitosa en la Clínica Oftalmológica del Caribe.

José Granados Fernández

@JGranadosF

La joven entró al noveno piso de la torre médica sonriente y caminando con total seguridad, la misma edificación a la que casi 18 meses atrás había llegado guiada por la voz de su padre, quien le marcaba cada paso que debía dar, mientras ella se aferraba a su brazo derecho porque estaba ciega.

“Yo solo sabía que era de día por el resplandor del sol, lo demás no podía distinguirlo, nada: ni el rostro de mis padres o los de mis tres hermanos, ni los colores, pues mi visión había disminuido al dos por ciento”, recuerda. Ella es Yastefi Gil Quevedo, 26 años, una mujer que “he recobrado la vida, la vista y mis sueños”, dice mientras sus ojos vivaces reflejan la felicidad que siente.

En Santa Marta, a finales de 2016, muy rápidamente comenzó a perder la visión, a tal punto que dejó de trabajar. Todo comenzó cuando su vista fue invadida por unos “puntitos negros” y luego en sus ojos “apareció una nata blanca”.

“Eso fue un calvario”, comenta.

Una tarde de enero de 2017, su padre Simón Gil, humilde mensajero de la empresa samaria de ingeniería A Deluque, llegó a casa y Yastefi se levantó a recibirlo. “Me angustió ver -detalla don Simón- que llegó a la puerta tocando la pared, para no tropezar con nada en la sala, y la abrió hasta que encontró la cerradura a tientas”.

Luego de una evaluación por oftalmología le dictaminaron que sufría de cataratas bilaterales y debía ser operada, aunque “no me daban mayores esperanzas de volver a recobrar la visión”. Las cirugías y una serie de exámenes médicos costaban $4.111.200, suma inalcanzable para ella, auxiliar de enfermería, y sus padres.

Desesperado, Simón Gil buscó en Santa Marta ayuda del periodista Leopoldo Diazgranados, director del portal Seguimiento.co. En conjunto con sus colegas de Barranquilla, Laurian Puerta, editor de Zona Cero.com, y Jorge Cura, director de Atlántico en Noticias, consiguieron una consulta con el oftalmólogo Luis Escaf, director científico de la Clínica Oftalmológica del Caribe, en la capital del Atlántico.

“Yastefi nos llegó con un cuadro muy doloroso para ella, pues una uveítis la estaba dejando ciega”, explica Escaf, quien le ha ofrecido toda la ayuda científica antes, durante y después de iniciado el tratamiento.

Rápidamente, junto con un grupo interdisciplinario de especialistas, entre ellos el retinólogo Esteban Vélez, decidieron que “era urgente, antes que nada, controlar la uveítis”, para desinflamarle los ojos y operarla de las cataratas.

Tras conseguir el apoyo de la gobernadora del Magdalena, Rosa Cotes, quien le facilitó a la familia los viáticos para venir a Barranquilla, primero le operaron el ojo derecho, hace año y cinco meses; después el izquierdo, en agosto de este año.

El pasado viernes, luego de una nueva revisión del especialista Luis Escaf, Yastefi recibió más buenas noticias, pues la presión interior de sus ojos está “controlada, dentro de los rangos normales”, aunque ella debe seguir, por mucho tiempo, con su tratamiento, que es costeado en su totalidad por la Fundación de la Clínica Oftalmológica del Caribe.

“Cuando la primera operación me sentía como una niña a la que le dan un regalo: ¡Muy feliz!”, confiesa la paciente. Ahora solo piensa en retomar sus proyectos de vida, como auxiliar de enfermería, para seguir trabajando.

Agradecida con los periodistas y médicos que la han ayudado; la gobernadora magdalenense y la empresa donde trabaja su padre, por los permisos remunerados para que la atendieran, Yastefi Gil repite con profunda fe que “la esperanza ha vuelto en mí”.

Te puede interesar

 title=
Artículo
Artículo
Expreso Brasilia