Inscripciones abiertas!
2:41 pm. Domingo 07 de Abril de 2019
Especies silvestres, altamente amenazadas durante la Semana Santa: CRA
2:41 pm. Domingo 07 de Abril de 2019
Valor comercial de las especies sacrificadas no se compadece con el grave daño a la fauna y la flora.

Cada año para esta época de Semana Santa, las poblaciones de la Costa Caribe y especialmente el departamento del Atlántico, se ven afectadas por el tráfico ilegal de las especies de fauna silvestre, por el comercio ilegal de huevos de iguana, la carne de la especie Hicotea (Trachemys scripta callirostris) y la Palma de Cera.

En atención a lo anterior, la Corporación Autónoma Regional del Atlántico, C.R.A., conforme a sus funciones, con el apoyo de la Policía Ambiental, intensificó sus acciones para preservar estas especies de la fauna silvestre en el departamento, adelantando operativos de control y vigilancia en corredores estratégicos como la zona oriental del Atlántico, desde donde mayormente se maneja la cadena del tráfico ilegal, con el objetivo de prevenir la captura, comercialización y consumo de estos ejemplares, que se incrementa durante la Semana Mayor.

El tráfico ilegal de especies silvestres es una de las principales causas de pérdida de biodiversidad en el país y constituye uno de los factores que mayor presión ejerce sobre la fauna y la flora, sin contar la destrucción y fragmentación de hábitats, contaminación y cacería, por lo cual muchas especies se encuentran en condición de amenaza o riesgo.

Esta conducta delictiva se presenta con mayor índice en los municipios ribereños, dado que son los que están en límites con los departamentos de Magdalena y Bolívar, y éstos tienen alto índice de tráfico ilegal. En el Atlántico, los municipios donde mayor decomisos se realizan son Palmar de Varela, Ponedera y Suan.

Especies vulnerables

La  hicotea se encuentra en categoría amenazada y en el país existe un alto índice de tráfico de ésta, por su facilidad de extracción y de movilización. En muchas partes, incluso, las asfixian para comercializar su carne tras sacarlas de las lagunas, ciénagas y partes inundables de ríos. Así mismo, el uso de las tortugas como mascotas y el consumo de su carne, también aumenta para la temporada de Semana Santa.

El Director de la CRA, Alberto Escolar Vega aseguró que “es muy triste el procedimiento y sacrificio al que se ven sometidas estas especies”, explicando que para el caso de las hicoteas existen dos formas identificadas, una es separando la caparazón del plastron (parte baja abdominal) y rompiéndolo por los laterales para extraer las presas que no pasan de ser solo dos o tres, cabeza y patas.

“Es un enorme sacrificio para lograr utilizar su carne para la elaboración de alimentos”, señala. La otra forma es colocando el animal en agua hirviendo al fogón y luego extraer también las presas. En ambos casos lo hacen con el animal vivo, manifestó.

Para el caso de la Iguana, ésta es abierta en su abdomen para extraerle los huevos y posteriormente la cierran, dejándola abandonada y mal herida entre la maleza o vegetación, donde finalmente por las heridas termina muriendo. Cabe aclarar que en el Atlántico se utiliza poco la carne de la Iguana, la costumbre es vender y comer los huevos. La carne de la Iguana se utiliza para elaborar comidas es en los departamentos de Cesar y Guajira.

¿Qué valor comercial tienen estas especies?

Las informaciones que se tienen por parte de la CRA y de la Policía Ambiental del valor comercial que personas colocan a estas especies dentro del mercado ilegal de venta de animales silvestres oscilan entre los 10 y 15 mil pesos para Iguanas y 20 mil para hicoteas. Sin embargo, el valor ecológico para los ecosistemas del departamento es incalculable y por lo tanto inadmisible que estas prácticas se realicen por personas sin ningún grado de sensibilidad, afectando así la fauna.

De acuerdo a la Resolución 0192 del 2014 (donde se listan las especies que se encuentran amenazadas en el territorio nacional, la especie hIcotea está categorizada como VU (vulnerable). Es decir son aquellas especies que están enfrentando un riesgo de extinción alto en estado de vida silvestre.

La Palma de Cera es otra especie que se ve altamente afectada, especialmente durante la Semana Mayor, y, aunque no se cultiva en Atlántico, por lo tanto es una especie que viene desde el interior del país para ser comercializada en esta región. El valor está entre los 3 a 6 mil pesos dependiendo el tamaño de la palma, obviamente refiriéndonos a un comercio ilegal.

La Corporación en el periodo 2013 – 2018,  ha venido adelantando actividades en coordinación con las diferentes parroquias del Departamento del Atlántico, invitando a los feligreses a que el Domingo de Ramos, reemplacen la Palma de Cera, por un arbolito que posteriormente es sembrado en las puertas de la vivienda o en parques.

Los decomisos de palma de cera durante este período se discrimina de la siguiente manera: 259 ramas en 2013, 132 en 2014, 35 en 2015, 56 en 2016, 256 en 2017 y 184 en 2018.

Normatividad: Delito ambiental

El porte, tráfico y comercialización de especies silvestres está tipificado como delito ambiental en el Código Penal donde se establecen penas de entre 48 y 108 meses de cárcel así como multas de hasta de 35.000 salarios mínimos a quienes incurran en el delito de tráfico ilegal de animales silvestres (Artículo 328). Así mismo el nuevo Código de Policía incluyó medidas correctivas para quienes incurran en este tipo de actividad  ilegal.

Debido a las fuertes presiones sobre la fauna silvestre, se han desarrollado diversas alternativas, cuyas acciones se orientan a la conservación y uso sostenible del patrimonio natural; encaminadas especialmente a la atención de la problemática del tráfico ilegal de individuos y/o especímenes silvestres. Los principales resultados de estas estrategias son los lineamientos de política aprobados por el Consejo Nacional Ambiental desde 1996 para la gestión ambiental de los bosques, la fauna silvestre, la flora silvestre y la biodiversidad en general, entre otros.

De igual manera, es notable el desarrollo normativo que en materia de recursos naturales renovables se ha promulgado en el país, desde la expedición del Código Nacional de Recursos Naturales Renovables y de Protección al Medio Ambiente Decreto Ley 2811 de 1974 y sus decretos reglamentarios; y en los últimos años, a partir de la organización del Sistema Nacional Ambiental en 1993 y la publicación de la Estrategia Nacional para la Prevención y el Control del Tráfico Ilegal de especies en el 2002. Así mismo, recientemente con la expedición de la Ley 1333 de 2009 que establece el proceso san­cionatorio ambiental, su decreto reglamentario 3678 de 2010 y la Resolución 2064 de 2010; como la Ley 1453 de 2011 que reforma el código penal.

“Semana Santa, en paz con la naturaleza”

La Corporación Autónoma Regional del Atlántico –CRA, en apoyo con la oficina de Prevención y Seguridad Ciudadana de la Policía, realizarán durante la Semana Santa operativos de prevención en los peajes del departamento del Atlántico, con el fin de sensibilizar a propios y visitantes sobre la importancia que tienen en nuestro ecosistema las especies silvestres que son sacrificadas durante estas fechas, evitando su porte y comercialización.

Así mismo, se estarán entregando árboles pequeños para que eviten utilizar la Palma de Cera el próximo Domingo de Ramos y se habilitará la línea 0180001110102 que dispone cada año la autoridad ambiental, en el que se reciben denuncias que permiten contribuir en la protección de la fauna y flora silvestre en el departamento.

Con información de la CRA

 

Corporación Universitaria Americana
Artículo
Artículo
Artículo
Universidad Simón Bolivar
Artículo
Triple A
Alcaldía de Barranquilla