Universidad Metropolitana
Artículo
https://www.youtube.com/embed/1zTGULB1fo8
Artículo
https://www.youtube.com/embed/g-mpQF85E_Y
Artículo
Artículo
Acción de un duelo entre Junior y América, donde participan Marlon Piedrahíta y Víctor Cantillo.
9:34 pm. Viernes 06 de Diciembre de 2019
Hitos del Junior Vs. América: títulos, polémicas y una frase para la historia
9:34 pm. Viernes 06 de Diciembre de 2019
https://www.youtube.com/embed/AHILIdojx3c
El duelo de la final ha dejado grandes mitos para el fútbol colombiano.

El partido entre Junior y América alcanza unas dimensiones de trascendencia histórica para el balompié colombiano, debido a que los candentes choques entre los rojiblancos y los escarlatas han atizado el país y al mismo tiempo generaron memorables recuerdos del más fino fútbol. 

Nunca ha sido un partido excluido de la polémica. En su dimensión de significado para la afición, Junior y América son un fenómeno muy parecido. Se encuentran anidados en el fondo del corazón de su hinchada, con la fuerza que solo la identidad cultural puede explicar. 

El drama de 1993

 

Los ‘Tiburones’ y la ‘Mechita’ están tan íntimamente ligados a sus aficionados que cada polémica entre ellos hace enfrentar prácticamente a dos facciones del país. Nada más recordar aquel partido para la historia de 1993, cuando ante un América de ensueño, Junior logró su tercer título. 

El central de esa noche, Fernando Panesso se debatía en los minutos finales en si terminar el partido o no. De un lado, la presión del América con el respaldo y el poder de los hermanos y capos narcotraficantes Miguel y Gilberto Rodríguez Orejuela y, por el otro, un Carlos ‘El Pibe’ Valderrama diciéndole que si acababa el partido podía pasar una tragedia por la invasión de la gente. 

En los segundos finales el gol de Oswaldo ‘Nene’ Mackenzie, tras el pase magistral de Valderrama, fue el cierre para la pesadilla que vivía Panesso, que pitó el final luego de escuchar a algunos jugadores del América decir que acabara el partido porque “el ‘mono’ (Valderrama) se merecía ser campeón”.

Un billete de cincuenta 

 

 

El mismo Valderrama vivió otro episodio de polémica con un árbitro, en un Junior Vs. América.  El primero de noviembre de 2007, salido de la ropa por lo que en su concepto no había sido un penal cobrado por el juez Óscar Julián Ruiz, el ‘mono’ sacó un billete de 50 mil pesos al aire y se lo ofreció al central. 

Además de la lógica expulsión de Valderrama y su subsecuente suspensión por varias jornadas,  las tribunas del estadio Metropolitano se volvieron una ‘corraleja humana’, por decir lo menos. Los desórdenes corrieron como pólvora en el escenario deportivo que sufrió daños y ese día se debió recurrir a la intervención de la Policía. Junior perdió 3-1. 

El penal fantasma del ‘Piojo’

 

 

Tal vez la jugada reclamada por Valderrama en 2007 sí fue penal. Y lo que sí está de acuerdo todo el mundo en que no fue falta la  jugada pitada como pena máxima sobre Emerson ‘El Piojo’ Acuña que valió al final para que ese partido quedara 1-1 en el marcador.

Ese día Acuña fingió sin ningún descaro un contacto para tirarse al piso y engañar al central. Lo peor de todo es que las cámaras muestran claramente que no había nadie ni un poquito cerca del zurdo jugador al momento de tirarse al piso. A pesar de eso, el ‘Piojo’ juró que sintió un contacto, en su momento. 

Insultos, goleada y Tu papá

 

 

Pero al sol de hoy, el mayor aporte para la cultura popular del fútbol colombiano es sin duda la frase de combate ingeniada por la pasión desbordante en la narración de Édgar Perea, el 12 de abril de 1984, en partido correspondiente por la Copa Libertadores en el estadio Romelio Martínez, que finalizó 4-1 a favor de los de casa. 

Durante la semana del partido, ‘Poncho’ Rentería, locutor caleño, se burló de Junior y profirió insultos contra sus jugadores a quienes calificó peyorativamente de “minusválidos” frente al poderoso conjunto escarlata. Además dedicó variados insultos a los dos máximos exponente del periodismo juniorista en la ciudad, Édgar Perea y Fabio Poveda. 

 

 

Su lengua, fue su propio azote, pues los barranquilleros vapulearon a la visita, y más que eso, en medio de su felicidad Perea escribió la historia del fútbol colombiano con su voz de trueno al exclamar “¡Poncho Rentería, Junior es tu papá!”. 

La frase caló tan hondo que hoy en día los hinchas de Junior dicen que el equipo sigue demostrando que el papá del fútbol colombiano es el cuadro tiburón, actual campeón de los dos últimos torneos y que esperan que vuelva a sacar toda su jerarquía en el partido de este sábado. 

 

Te puede interesar

Artículo
Artículo