El toxicólogo Agustín Guerrero hace un llamado a los padres de familia a la prevención para que los niños no estén en contacto con la pólvora.
11:28 pm. Domingo 03 de Diciembre de 2017
La pólvora: un mal que hay que evitar en diciembre
11:28 pm. Domingo 03 de Diciembre de 2017
El toxicólogo Agustín Guerrero explicó las consecuencias y cómo actúa esta sustancia en el organismo.

Esta semana que pasó se conoció el caso de una menor de tan solo 1 año y dos meses de nacida que consumió  ‘triqui traque’ en zona rural del municipio de Repelón. Esta situación encendió las alarmas en las autoridades del departamento teniendo en cuenta que apenas está iniciando la época de Navidad y Fin de Año.

La pólvora, además de ser peligrosa porque puede producir graves lesiones si algún elemento pirotécnico explota en la mano o en otra parte del cuerpo, también puede resultar fatal si una persona, en especial un niño, la consume.

El toxicólogo Agustín Guerrero, especialista en la materia y con amplia experiencia, habló con Zona Cero precisando que cuando una persona consume pólvora en cualquiera presentación muchas veces no se producen síntomas inmediatamente.

“Este tipo de comportamientos de estos tóxicos evoluciona así. Muchas veces la persona se ve bien, pero el tóxico sigue causando problemas, por eso nos urge estar siempre estar haciendo tratamientos lo más pronto posible para poder evitar todas las consecuencias”, dijo el toxicólogo. 

Guerrero explicó cómo avanza la pólvora en el organismo en varias fases.

“Este tipo de tóxico tiene una reacción diferente a los demás en varios estados. El primer estado es cuando está en el tubo digestivo y allí causa nauseas, vómitos o diarrea, pero estos síntomas pueden pasar desapercibidos. Después viene un segundo periodo que es cuando el tóxico pasa del tubo digestivo a la circulación. Este periodo es anti sintomático, de calma aparente y es engañoso porque si el familiar o el médico no saben cómo evoluciona se cree que todo está bien y se puede pensar que no está intoxicado. Aquí es cuando se debe procurar que no pase al tercer estado”, precisó el especialista.

La tercera fase o periodo es la de mayor gravedad en el organismo humano.

“El tercer periodo es cuando el tóxico pasa de la circulación y se fija a los tejidos o órganos, particularmente al hígado, que es donde más causa problema. El hígado es agredido por el fósforo, entra en insuficiente hepática, se complica con una serie de otras patologías como un coma hepático y casi siempre es irreversible”, precisó el médico.

Las autoridades han intensificado los operativos para el control de la venta de pólvora.

El toxicólogo reveló que no existe una medicina capaz de sacar en su totalidad la pólvora consumida por una persona.

“No tiene antídoto. Es decir, que a pesar de los adelantos de la medicina, la intoxicación con pólvora no tiene antídoto y lo que hay que hacer es de acuerdo al estado clínico y las complicaciones”, dijo.

Para el médico la mejor medicina es la prevención. Evitar que los niños juegue con totes, ‘traqui traque’ u otro elemento que contenga pólvora.

El médico reveló que consumir cierto miligramo de pólvora puede llevar a la muerte.

“La dosis de la pólvora que causa la muerte es de un miligramo por kilo. Es decir, que cualquier cantidad que consuma el niño es tóxica. Un solo tote trae cerca de 80 o 90 miligramos. En otras palabras que con la cuarta parte de un ‘traqui traque’ a un niño de cinco años puede causarle la muerte”, dijo Guerrero.

Ya lo sabe. No se dañe su Navidad y evite mejor estar en contacto con la pólvora.

Universidad Simón Bolívar
Artículo
Artículo