Jugadores Junior durante el partido Copa Libertadores ante Tucumán.
11:34 am. Lunes 06 de Marzo de 2017
Para el periodismo barranquillero, el problema de Junior es la actitud de sus jugadores
11:34 am. Lunes 06 de Marzo de 2017
Destacados comentaristas nos compartieron sus conceptos y señalaron la falta de carácter de los futbolistas.

El momento que atraviesa Junior en la Liga colombiana es sumamente preocupante. Los resultados no acompañan el presente del técnico Alberto Gamero y menos aún la forma en que se está jugando. Solo dos empates en cinco salidas y el último lugar de la tabla es alarmante.

El equipo barranquillero ha sido blanco de agudos comentarios por parte de los aficionados y por supuesto de los comentaristas deportivos.

En ese sentido, Zona Cero dialogó con cuatro representativos periodistas y comentaristas deportivos de Barranquilla, para consultar la visión que tienen del Junior y de su crisis de juego y resultados.

“La verdad es que la situación es preocupante y se está dando con mucha frecuencia. El director técnico arma su equipo y no se dan los resultados. Y más allá de jugar bien o jugar mal, es la actitud que se ve en la cancha lo que preocupa. Si se hace el mejor esfuerzo se puede salir a la cancha y se puede ganar, empatar o perder. Pero eso no es algo que se está viendo en cómo se asume el partido,  no sé si esto tiene que ver con la relación con Gamero ya que es algo de lo que está hablando toda la ciudad. Sería bueno que los directivos metan la mano para acabar este tema de una vez por todas”, manifestó el reconocido periodista Oscar Forero Jaramillo.

En ese sentido, Raúl ‘El Mono’ Correa opinó que uno de los problemas de vieja data del equipo es su parte directiva y que la misma está afectando cada vez más la parte deportiva.

“Yo creo es un problema institucional y no es reciente. No se resuelve con cambiar de técnico cada seis meses. Debe haber una política clara definida, con los objetivos a corto, largo y mediano plazo. Si esto sigue así, vamos a quemar a todos los directores técnicos del mundo, con todas las diferentes filosofías posibles y métodos existentes”, aseguró Correa.

Para Mike Fajardo Escobar, el problema también tuvo su nicho en la forma en que se confeccionó el equipo y de allí la forma en que se está jugando.

“Primero, Gamero no ha encontrado la respuesta que esperaba de los refuerzos, que son jugadores con poca competencia y que están lejos de su nivel y llegaron a un medio difícil, como lo es Barranquilla. El equipo no funciona y por momentos puede tener la pelota pero no es fuerte en la definición y con muchos problemas en defensa. Especialmente en los laterales que a veces poco atacan, pero en marca, cero”, explicó Fajardo.

De otro lado, Ahmed Aguirre Acuña, quien fuera jefe de prensa del equipo y comentarista destacado en varios medios de la ciudad, como Zona Cero, indica que es poco o nada lo que el equipo está absorbiendo del trabajo de su entrenador.  

“En mi opinión es desconocida la situación que vive el equipo. El trabajo táctico que hace en la semana debería reflejarse en la cancha, pero no se ve. Hacen un toque parsimonioso, mandado a recoger. En Junior vemos que del mediocampo para atrás, es improductivo. Me tiene preocupado la situación de Gamero, en otros de sus equipos se veían otras cosas”.

En ese sentido, estos respetados miembros de la prensa han coincidido que hay problemas en la actitud de los jugadores, quienes parecen no dimensionar el compromiso de jugar en un equipo como Junior.

“Yo creo desde hace rato pasa en Junior una frase que le escuché a Julio Avelino Comesaña: ‘hay jugadores que quieren y no pueden, hay otros que pueden y no quieren y hay otros que ni pueden ni quieren’”, reseñó Correa.

De otro lado Aguirre Acuña dice que es claro que los jugadores no están entregando su máximo potencial y que lo que más conviene es darle más tiempo a Gamero.

“Yo pienso que sí, es cuestión de actitud, física y mental. Yo creo que a Gamero hay que darle un poco más de espera a ver si con las próximas fechas el equipo puede cambiar la mentalidad y dar lo que la gente quiere”.

A su turno, Fajardo Escobar asegura que la falta de agresividad de este grupo de jugadores dista mucho de la tradición futbolística de la costa norte colombiana.

“Creo que la respuesta y el compromiso no es de un Junior agresivo, que ha sido siempre la identidad de los equipos de la costa. Por momentos es un cuadro muy plano. Parece que estos jugadores no sienten la camiseta”.

Sin embargo, la especulación que corre en la calle, de un supuesto ‘cajón’ realizado por varios jugadores para librarse del entrenador, no es compartida por algunos de los comentaristas consultados, como el caso de Oscar Forero.

“Nunca he pensado que los jugadores se le puedan parar a un técnico, porque se supone que son profesionales. Pero, tienen que serlo y parecerlo, y en este momento no muestran eso y da pie para pensar que tienen algo en contra de Gamero”, opinó.

En ese mismo sentido se mostró Raúl Correa.

“Yo no quiero pensar eso, porque estaríamos en presencia de un caos. Yo no creo que un trabajador quiera acabar con su propia empresa”, reseñó.  Eso sí, indicó que hay nombres propios que están en un ínfimo nivel.  

“Acá hay un jugador intocable que es Mario Sebastián Viera, nadie lo señala. No anda en un buen nivel, Viera tuvo un alto grado de complicidad en dos de las tres anotaciones del Atlético Huila. Normalmente todas las miradas se dirigen al DT, pero en el caso de Junior se manejan niveles de rendimiento muy escasos de los jugadores”.

Finalmente, el comentarista radial ajustó una sentencia contundente.

El problema no es de técnico, Alberto Gamero triunfó en todos los equipos donde jugó. Con nóminas reducidas y resulta que llega acá en Barranquilla, donde los jugadores llegan a una zona de confort, y se le dan malos resultados”, cerró.

Junior se centrará ahora en el partido ante Once Caldas, el domingo  en condición de visitante en Manizales, a las 5:15 de la tarde.

Te puede interesar

Artículo
Artículo

Comentarios

Universidad Autónoma del Caribe
Artículo
Artículo
Universidad Simón Bolívar
Universidad de la Costa