Luis Bedoya, ex presidente de la Federación Colombiana de Fútbol.
4:14 pm. Lunes 27 de Noviembre de 2017
Bedoya confesó sobornos mensuales "desde el año 2007" de hasta $400 mil dólares
4:14 pm. Lunes 27 de Noviembre de 2017
Diferentes marcas entregaron grandes cantidades de dinero para verse favorecidos en diferentes contratos.

El expresidente de la Federación Colombiana de Fútbol (FCF), y hoy colaborador de la las autoridades de los Estados Unidos, Luis Bedoya, ventiló detalles de su participación en actos de corrupción mientras hacía parte de la Conmebol.

Bedoya entregó los detalles sobre las coimas en una declaración juramentada hoy en una Corte de Brooklyn, en Nueva York, en los Estados Unidos, país que realiza una profunda investigación judicial por el denominado caso del 'Fifagate'.

El ex dirigente se entregó hace dos años a la justicia de Estados Unidos, aceptando cargos por soborno con lo cual podría pagar hasta 20 años de prisión. De allí que haya realizado un acuerdo con la Fiscalía para revelar todo lo que sabe por la trama de ilegalidad que ensució el fútbol.

Según Bedoya, un grupo de presidentes de 6 federaciones de la Conmebol se aliaron para crear una red para obtener ganancias ilícitas a través de sobornos. El grupo se formó en 2008, pero no fue hasta 2010 que el plan de tomar la Copa América como epicentro de sus corruptela llegó a ejecutarse.

Todo este plan fue creado de la mano de Mariano Jinkis, co-dueño de la productora de televisión Full Play, la cual terminó pagando los sobornos y asegurando los derechos de transmisión.

"Desde el año 2007 yo acepté, junto con los ejecutivos del marketing deportivo y directores afiliados a la Fifa, a la Conmebol y a otros organismos que gobiernan el fútbol, formar parte de varios esquemas de pago y recepción de sobornos relacionados con la venta de los derechos de los medios de comunicación y la comercialización de los torneos de fútbol", señaló Bedoya al canal RCN.

"Bedoya ya tenía relación con Full Play, porque la empresa había comercializado algunos amistosos de la selección Colombiana. Y Jinkis le dijo que Full Play podía hacer mejor negocio con la Copa América que Traffic, la empresa brasileña que controlaba los derechos al torneo", relató el periodista Ken Besinger.

Fue así como comenzó a funcionar el plan, que utilizaba cuentas bancarias en Miami para lavar el dinero, desde donde se desprende la investigación del aparato judicial de los Estados Unidos y su Fiscalía General, así como su Departamento de Estado.

"Otros directivos y yo, en particular, recibimos sobornos de compañías del marketing deportivo que pagaban estos sobornos para obtener, mantener y renovar sus derechos comerciales para los siguientes torneos: Copa Libertadores, Copa Sudamericana, Recopa Sudamericana y Copa América", aseguró Bedoya a RCN.

Aunque aún falta mucho testimonio por comprobar, se dice que Bedoya llegó a recibir 400 mil dólares mensuales por concepto de diferentes sobornos y que incluso a él y al presidente de la Federación Ecuatoriana de Fútbol, Luis Chiriboga, les llegaron a ofrecer hasta 600 mil por ser "personas de confianza".

En otros apartes de la declaración, Bedoya señaló a la empresa Nike de ofrecer un soborno a Bedoya por elegir como la marca oficial de vestimenta de la Selección Colombia. Finalmente, la FCF se decantó por Adidas, quien según el mismo dirigente, no ofreció dineros por debajo de la mesa.

El 'Fifagate' llevó al cambio de toda la cúpula de directivos del fútbol en Sudamérica y en la cabeza de la FIFA, y la detención de varios de ellos a quienes se les ha hecho efectiva la orden de extradición. Lo cierto es que apenas se comienzan a conocer los detalles de la corrupción en el fútbol colombiano.

Universidad Simón Bolívar
Artículo
Artículo